Efectivos de la Ertzaintza actuando en colaboración Policía Foral Navarra procedieron a primera hora de la tarde de ayer, lunes, a interceptar en la N-1 a la altura de Idiazabal a un conductor de 25 años de edad, tras accidentarse cuando huía de un control establecido en Altsasu. Carecía de permiso de conducir y se encontraba bajo la supuesta influencia de sustancias estupefacientes quedando en calidad de investigado por ambos delitos.

Alrededor de las tres de la tarde la Policía Foral navarra comunicaba a la Ertzaintza que un conductor al que perseguían por haberse dado a la fuga en un control establecido en Altsasu había entrado en territorio guipuzcoano. Según informaban durante la huida estaba creando situaciones de grave riesgo para la circulación señalando finalmente que a la altura de Idiazabal había sufrido un accidente. Al lugar del siniestro se aproximaron agentes de la Ertzaintza comprobando que el conductor no había resultado lesionado.

Durante su identificación se pudo comprobar que éste carecía de permiso de conducir, dando positivo en el test de drogas que se le realizó y quedando en calidad de investigado por ambos delitos. Además entre sus pertenencias se localizó una caja con varios cogollos de marihuana, motivo por el que fue también denunciado administrativamente.