Agentes de la Ertzaintza han detenido esta madrugada en Donostia a un joven, de 24 años de edad, por un presunto delito de robo con violencia, tras haber agredido y forcejeado con un vigilante de seguridad, que le ha sorprendido en el interior de unas oficinas ferroviarias.

A las 02:00 de esta madrugada ertzainas de Protección Ciudadana se han dirigido a una estación de tren de Donostia, ya que según el aviso de los vigilantes de seguridad, habían sorprendido a un varón en el interior de unas oficinas. La estación se encontraba cerrada, por lo que el joven había tenido que saltar una valla y forzar una de las puertas, lo que ha activado la alarma en las instalaciones.

El presunto ladrón manipulaba los cajones de la oficina y al ser advertido por uno de los vigilantes ha arremetido contra el guarda y ha forcejeado hasta caer al suelo, interviniendo en ese momento un segundo vigilante. Seguidamente, la patrulla policial se ha hecho cargo de la situación y del varón retenido en el lugar, el cual ha sido detenido por un delito de robo con violencia.

El joven arrestado no portaba ningún tipo de documentación y ha sido trasladado a dependencias de la Ertzaintza, hasta que sea puesto a disposición del Juzgado de guardia de Donostia.